Download Para leer a Schopenhauer by Roberto Rodríguez Aramayo PDF

By Roberto Rodríguez Aramayo

Show description

Read or Download Para leer a Schopenhauer PDF

Best no-ficcion books

El hombre lobo y otras bestias

Esta obra ofrece un repaso de los más aterradores delincuentes conocidos. Desde envenenadores, descuartizadores, sacamantecas, atracadores hasta matamendigos, ladrones y violadores. Francisco Pérez Abellán, el mayor experto en Criminalística nos presenta a los grandes monstruos de los angeles actualidad, protagonistas de los crímenes más espeluznantes de los angeles historia reciente de los angeles humanidad: Pietro Arcan, el Arropiero, el general practitioner Muerte; el Vampiro de Dusseldorf; Aileen Wuornos, el Asesino de l. a. Baraja; Issei Sagawa, el caníbal japonés; John Gotti, el último padrino; Jeffrey Dahmer, el carnicero de Milwaukee; David Berkowitz, el Hijo de Sam; Peter Kürten, el Vampiro de Dusseldorf; Ted Bundy.

Filosofía iberoamericana en la época del Encuentro

Los angeles Enciclopedia IberoAmericana de Filosofía es un proyecto de investigación y edición coordinado por el Instituto de Filosofía del Consejo greater de Investigaciones Científicas (Madrid), el Instituto de Investigaciones Filosóficas de los angeles Universidad Nacional Autónoma (México) y el Centro de Investigaciones Filosóficas (Buenos Aires), en el que han colaborado más de 500 especialistas de todos los países pertenecientes a l. a. comunidad filosófica hispanoparlante.

Additional info for Para leer a Schopenhauer

Example text

El tipo de ocio tranquilo y restaurador de los nervios se considera aburrido. Tiene que haber una continua aceleración, cuyo desenlace natural serán las drogas y el colapso. El remedio consiste en reconocer la importancia del disfrute sano y tranquilo en un ideal de vida equilibrado. 4 ABURRIMIENTO Y EXCITACIÓN El aburrimiento como factor de la conducta humana ha recibido, en mi opinión, mucha menos atención de la que merece. Estoy convencido de que ha sido una de las grandes fuerzas motrices durante toda la época histórica, y en la actualidad lo es más que nunca.

Al fin y al cabo, las mañanas son aburridas en proporción a lo divertidas que fueron las noches anteriores. Se llegará a la edad madura y puede que incluso a la vejez. A los veinte años, los jóvenes piensan que la vida se termina a los treinta. Yo, que tengo cincuenta y ocho, no puedo ya sostener esa opinión. Posiblemente, tan insensato es gastar el capital vital como el capital financiero. Puede que cierto grado de aburrimiento sea un ingrediente necesario de la vida. El deseo de escapar del aburrimiento es natural; de hecho, todas las razas humanas lo han manifestado en cuanto han tenido ocasión.

Heráclito afirma que habría que ahorcar a todos los habitantes de Éfeso por haber dicho «ninguno de nosotros estará antes que los demás». El movimiento democrático en los estados griegos debió de inspirarse casi por completo en esta pasión. Y lo mismo se puede decir de la democracia moderna. Es cierto que hay una teoría idealista, según la cual la democracia es la mejor forma de gobierno. Yo mismo creo que esta teoría es cierta. Pero no existe ningún aspecto de la política práctica en el que las teorías idealistas tengan fuerza suficiente para provocar grandes cambios; cuando se producen grandes cambios, las teorías que los justifican son siempre un camuflaje de la pasión.

Download PDF sample

Rated 4.07 of 5 – based on 28 votes